www.bcn.cat ICUB:MHCB

Entrada apoteósica del Ejército Nacional en Barcelona

Nuestra ciudad no ha sido conquistada: ha sido ganada por la fuerza irrebatible de la razón de la Nueva España

Los fugitivos se dedicaron al fuego con avidez. El magnífico edificio del Fomento del Trabajo Nacional fué abandonado por la CNT-FAI después de prenderle fuego, pero sin conseguir quemarlo. A fin de borrar huellas y sintiendo las naturales prisas por huir, procedieron brillantemente a quemar los despachos tal y como se hallaban. Lo mismo intentaron los marxistas de Colón, cuyas habitaciones y despachos fueron quemados sin preocuparse por si debido al viento que reinaba podía propagarse el fuego a las casas de aquella manzana, muchos de cuyos pisos estaban habitados por refugiados. Igual ocurrió en el llamado Carlos Marx, el Círculo Ecuestre del Paseo de Gracia, pero el fuego, una vez consumidos los papeles y la mugre, se apagó.

El edificio Colón es el que más fuertemente sufrió las consecuencias, pero pudiendo dominar los bomberos el incendio, tras breves esfuerzos.

Mientras tanto los soldados de España iban completando el cerco de la ciudad, iniciaban la entrada entre las cuatro y las cinco de la tarde.

La Vanguardia, 27 de gener de 1939

 


[ tancar ]